Remedios para el picor vaginal

El prurito o picor enla vagina, se debea múltiples causas. Las más comunes son alergiasa detergentes, texturas de lencería, látex, factores hormonaleso infeccionespor hongos,levaduras, parásitos o incluso bacterias.

Generalmente antes de recurrir al ginecólogo, las mujeres intentan descubrir la causa del picor vaginal. Por descarte comienzan a indagar en un nuevo detergente, el cambio de marca de la toalla sanitaria o del preservativo masculino.

Algunos cambios hormonales pueden causar resequedad o exceso de flujo, pero este suele ser incoloro y sin mal olor, muy parecido al flujo de la ovulación. Es común la resequedad vaginal en la entrada a la menopausia, ya que generalmente se pierde la lubricación natural y esta resequedad causa picor.

Mientras que en casos de infecciones la secreción vaginal es algo diferente. En este caso, un flujo vaginal blanco o amarillento, de mal olor, se relaciona con infecciones por microorganismos como levaduras, hongos, parásitos o bacterias.

La ropa muy ajustada impide le normal flujo sanguíneo, es por ello que muchas mujeres siente picor en las extremidades inferiores, y la vagina no se salva de la comezón por mala circulación sanguínea.

Picor vaginal remedios caseros

Uno de los mejores antisépticos es el ácido acético. El vinagre es el componente de duchas vaginales, muy diluido es excelente para limpiar la zona íntima. En una proporción de 10: 1 puede ser el comienzo de una limpieza a fondo, tanto de la vagina y vulva como de la ropa interior.

Al diluir una tapita de vinagre en 10 tapitas de agua, se obtendrá un pequeño volumen de solución antiséptica que permitirá duchar la vagina y ayudar a restaurar su flora bacteriana natural. La misma dilución podrá servir para remojar la ropa interior.

Remedios naturales para el picor vaginal.

Si ya se comenzó por una limpieza, ahora bien se puede continuar con desinflamar la vulva con asentamientos en infusiones de manzanilla. Esta calmara un poco la inflamación o vulvovaginitis que pudo causar la comezón.

En caso de una vaginitis por alergia, lo ideal es definir y evitar al alérgeno o agente causal. Además el consumo de té verde puede ayudar a disminuir la histamina, sustancia que desencadena los estados alérgicos.

La sal de Epsom ha sido por años el remedio casero utilizado en afecciones bacterianas e inflamatorias relacionadas con estados alérgicos. Un baño con una papeleta de esta sal disuelta en la tina, o un asentamiento en ella, ayudara a menguar el picor vaginal.

Un té de semillas de papaya y ruda, podrá ayudar a combatir algunos parásitos como los desagradables oxiuros. La hembra de estos pequeños parásitos blanquecinos del tamaño de una grapa, suele salir del esfínter anal para depositar sus huevos alrededor de la cavidad. Al eclosionar el huevo, la larva puede ir hacia la vagina causando prurito.

Media cucharada de semillas de papaya y una cucharada de hoja de ruda se
llevan a una taza de agua dejándose hervir, para luego colar. Este té puede beberse en ayunas por varios días y combatir estos y otros parásitos.

Un diente de ajo machacado, se podrá consumir como antiparasitario, limpiara el hígado y la sangre además de mejorar la circulación sanguínea. Un trio de beneficios que ayudaran a tratar el picor vaginal.

La flora bacteriana o los lactobacilos con los que se prepara el yogurt, ayudan a tratar el prurito vaginal. Aplicar yogurt en la vagina ayudara a combatir bacterias, hongos y levaduras que podrían causar picor.

Son sencillos remedios caseros que ayudan a mejorar un síntoma muy común en muchas mujeres. Sin embargo de perseverar el prurito, se hará necesario acudir al médico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once − 1 =