Cambiador de bebé plegable o fijo, ¿cuál escoger?

Como padres queremos que nuestros hijos estén sanos y aseados; por eso, cada vez que lo requiera lo cambiamos sin perder tiempo. Si estamos fuera de casa el sitio del cambio debe estar limpio, y para asegurarse de que la superficie esté así, lo más lógico es llevar un cambiador de bebé plegable.

Los cambiadores de bebé han ido evolucionando con el paso de los años, pues se busca la comodidad tanto de la criatura como del que vaya a realizar el cambio. Es por eso que podemos encontrar desde los que son acolchados, hasta unos simples. Y de colores y motivos variados, que son el anzuelo para que los padres se enamoren y los compren.

Es por eso que en algunas familias están optando por tener un cambiador de bebé plegable de mano y uno integrado. Los integrados se han elegido para que se pueda colocar en cualquiera de los espacios de la casa, pero sin perder la comodidad. Cuando se es padre, queremos que los niños sean consentidos en cada momento, hasta en los más privados.

Algunos cambiadores de bebé para elegir

Con relación a elegir un cambiador para los niños, se deben conocer las opciones que se tienen a la mano, para que se pueda elegir el más apropiado para las necesidades que tengas. Pero siempre pensando en cómo el bebé estará limpio y cómodo. En vista de esto, te presentamos algunos tipos de cambiadores para que elijas el ideal.

  • Bolsa cambiador: se puede pensar en un dos en uno con este modelo, pues es un cambiador portátil para llevar a cualquier sitio, ya que se pliega la superficie acolchada e impermeable, pero que tiene divisiones, en donde se guardan las cosas del bebé como las toallitas, pañales y el biberón. Y luego se transforma en un bolso de mano.

  • Colchoneta cambiador de bebé: es una colchoneta pequeña e impermeable y de espuma firme. Que se puede plegar y guardar en cualquier parte de la casa o en la cómoda del bebé. Pero además se puede llevar en el coche sin que se note su presencia.

  • Cambiador portátil: es el más común de los cambiadores, pues se puede plegar y luego de usarse se compacta completamente, además se lleva con comodidad a todas partes.

  • Cambiador con patas: es un cambiador plegable que está compuesto con una superficie para cambiar, pero que posee unas patas que le dan la altura necesaria para hacer los cambios con comodidad. Y una vez que se termine la labor, se puede cerrar y colocar en el lugar que se tiene destinado, no ocupando un espacio grande en la casa.

¿Por qué se debe tener un cambiador de bebé?

Porque desde que nace el bebé hasta su primer año de vida aproximadamente, se cambiarán más de 2500 pañales. Esto es un incentivo suficiente para que decidas comprar uno, para que el cambio se haga en un espacio seguro, cómodo y adecuado. Es por eso que algunos pueden optar por tener un cambiador de bebé plegable para salir y otro integrado con una bañera para la casa.

En definitiva, cada familia va a sopesar sus necesidades, pero además su presupuesto, a la hora de decidir si puede tener un cambiador plegable, fijo o ambos. Lo importante es que no dejen de cuidar al bebé desde los primeros años de vida hasta que se haga independiente. Por eso es importante hacer consultas en los diferentes sitios de internet para que veas todos los diseños.

Finalmente, esperamos que puedas escoger lo que sea mejor para ustedes. Si crees que este artículo te ha ayudado, compártelo con otros padres, seguramente lo agradecerán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *